Tania D’ Amelio: CNE cancelará el partido que no logre las firmas

Publicado el 19 de febrero de 2017

taniaaaaa

La rectora electoral principal del Consejo Nacional Electoral (CNE) , Tania D’ Amelio, indicó que el ente electoral procederá a la cancelación del partido político que no logre las firmas en el proceso de renovación de nóminas.

En ese sentido, la rectora explicó que la renovación de nóminas de las organizaciones con fines políticos es para “organizar y poner a derecho a las toldas”. “Porque dicen ser nacionales y en realidad no tienen los votos para autocalificarse como tal”, manifestó.

“El CNE procederá a la cancelación del partido, así lo señala la norma en el artículo 32 de la Ley de Partidos. Cuando han dejado de cumplir los requisitos se procederá a la cancelación”, explicó D’ Amelio en entrevista con el diario Panorama.

Asimismo, a la pregunta de que en caso de las organizaciones políticas que no logren las firmas podrán convertirse, la rectora del CNE respondió: “No, tendrán que inscribirse como partido regional”.

“La sentencia fue bien explícita cuando señala quiénes deben ir al proceso de renovación, se trata de los nacionales. El Tribunal está exigiendo que se coloquen a derecho. El proceso es solo para aquellos deslegitimados, el Psuv no porque obtuvo sus votos. En este momento hay cinco partidos nacionales vigentes: Puente, MUD, UPP89, IPP y el Psuv”, puntualizó.

Al proceso de renovación se someterán 59 partidos, que deberán inscribir como militantes a un número igual o mayor al 0,5% del Registro Electoral en al menos 12 estados.

Seguidamente, el Consejo Nacional Electoral iniciará el próximo 4 de marzo el proceso de renovación de nóminas de las organizaciones con fines políticos, por mandato de una sentencia de la Sala Constitucional del TSJ, del 21 de octubre de 2016.

A continuación la entrevista textual que concedió al medio local:

—Partidos de la MUD y del Polo Patriótico alegan que se busca acabar con la participación política, ¿qué tiene que decir?
—No es la primera vez que se hace un proceso de renovación, el último se hizo en el 2011, la diferencia fue que se hizo manual y en este momento será automatizado. Incluso, esas condiciones están planteadas en una sentencia del TSJ, en la que se señala que sea biométrico, que se verifique la doble militancia, que sean solo las organizaciones nacionales las que vayan a renovación, que aquellos que no lograron el 1% en —al menos— 12 estados vayan al proceso y los que no participaron en el último proceso. Si dicen que se está atentando a la democracia y estoy señalando todo el eslabón normativo, desde la sentencia del Tribunal, la Ley de partidos políticos de 1965, que sufrió una reforma en el 2010, pero que lo que se hizo fue modificar la nomenclatura del Consejo Supremo Electoral a Consejo Nacional Electoral, que también señala en su artículo 25 que todos los partidos políticos nacionales deberán renovar en el curso del año que comienza cada período constitucional su nómina de inscritos de acuerdo al 0,5% del RE, tal como lo contempla la norma. Estamos hablando de una norma de 1965 que llama a todos los partidos que no cumplieron con el 1%.
Lo que estamos haciendo es viabilizar el proceso que está tipificado en una norma de 1965, en una decisión del TSJ y la Sala Constitucional.

—¿Y cuántos partidos ‘de maletín’ hay inscritos en el CNE?
—Sería irresponsable de mi parte decir que existen partidos de maletín, lo que sí creo que es importante en estos momentos es que viene un proceso de organizar a los partidos políticos. Recordemos que éstos deben tener sus estatutos, su normativa, donde cada uno especifica su estructura interna, si es un partido nacional debe tener una estructura nacional; la directiva debe ser, incluso, renovada cada tres o cuatro años, pero puedo decir que hay partidos con 10, 11 y 15 años sin renovar sus estructuras internas. En el proceso de renovación de 2011 pasó lo siguiente: habían partidos que no renovaban a nivel nacional sino que lo hacían solo en cinco o seis estados, quedaban como partidos regionales y luego de culminado el proceso venían al CNE e incorporaban unas planillas de militancia, de nombres y apellidos, en los estados donde no habían renovado, y el CNE venía y automáticamente te lo avalaba, porque lo que se hacía era cruzarlo con el RE un porcentaje de esas firmas que traías, se verificaba si eras elector y ya te incorporaban ese estado como si lo hubieras completado.

—Lo hacían con unas planillas que no se conocían las firmas que llevaban…
—Muy responsablemente lo voy a decir, cuando se hacía ese proceso había personas que firmaban, una sola persona firmaba en seis o siete organizaciones con fines políticos. El CNE en estos momentos tiene en sus expedientes personas que están en seis organizaciones, también puedo decir, que quizás como traen firmas al CNE puedes estar en un partido y no tienes conocimiento de ello. Esa es la diferencia con el proceso actual. Aquí vas a decidir con tu firma y huella en qué organización quieres estar, pero no puedes estar en seis (…). El uso del sistema biométrico es para que sea tu voluntad de inscribirte, además, las 59 organizaciones se van a cruzar y la última voluntad será la válida, por ejemplo, Pedro Pérez se anotó en el partido X, pero la siguiente semana se inscribió en otra, cuando se inscriba en la otra, ese va a ser la válida porque es la última manifestación, y la primera será anulada.

—En este caso, ¿no saldrán favorecidos con el proceso los partidos que renuevan nómina de último?
—Ese es otro punto, el referente del cuadro jerárquico. Cuando tú ubicas posición en tarjeta tomas como referencia el que más obtuvo votos en la elección, ese tiene la preferencia, es decir, tienes un beneficio por sacar más votos. Hay unos criterios, los primeros partidos no participaron en ninguno de los procesos parlamentarios, ni del 2010 ni del 2015. De las 62 organizaciones, 59 vinieron al CNE y dijeron: ‘Yo quiero renovar’, por eso es que tenemos 59, porque el Movimiento Laborista dijo que no iba a hacerlo, el Partido Socialismo y Libertad igual, y Progreso Social también. Los criterios son la AN 2015 y la AN 2010, el otro criterio es que si no participaron ni en uno ni en otro proceso se toma como referencia la fecha de inscripción de su partido.
El partido Voluntad Popular no se llamaba así, sino Venezuela de Primera, era un partido que era de Roberto Smith, le cambiaron el nombre y le pusieron Voluntad Popular, por eso es que no se reflejó en las elecciones de 2010, porque fue con otro nombre, está en ese grupo 2. ¿Por qué a AD le tocó en el grupo 4?, porque también es por votación, AD en el 2010 obtuvo 925.379 votos, La Causa R también aparece en el grupo 4 porque sacó 103.676 votos para el 2010.
El referente es 2010 y 2015, utilizamos eso para que no fuera potestativo del CNE, usamos los criterios de la posición en boleta (…). Por eso es que el grupo 7, 8, 9 y 10 se hizo por votación, ejemplo, el partido Joven va en el grupo 7 que sacó 5.846 y si comienzas a ver más, bajando, te consigues al MAS que está en el grupo 9, que sacó 37.397, es decir, los que tienen mayor votación tienen el privilegio de estar en los últimos grupos de renovación (…).

—¿Qué pasará con los que no logren las firmas?
—El CNE procederá a la cancelación del partido, así lo señala la norma en el artículo 32 de la Ley de Partidos. Cuando han dejado de cumplir los requisitos se procederá a la cancelación.

—¿Podrán convertirse en partidos regionales?
—No, tendrán que inscribirse como partido regional. La sentencia fue bien explícita cuando señala quiénes deben ir al proceso de renovación, se trata de los nacionales. El Tribunal está exigiendo que se coloquen a derecho. El proceso es solo para aquellos deslegitimados, el Psuv no porque obtuvo sus votos. En este momento hay cinco partidos nacionales vigentes: Puente, MUD, UPP89, IPP y el Psuv.

—¿Con cuántos partidos puede funcionar un país?
—No hay una caracterización mínima. Lo que sí creo es que en estos momentos, en ese proceso de darle orden a lo que son las estructuras de las organizaciones, que no existan partidos que no son nacionales y decimos que lo son. Es sincerizar un poco las nóminas.

—¿Van a regular cuáles son los 12 estados que deben recoger firmas o los escogen los partidos?
—Eso es a discresión del partido político, ellos quieren recoger en Amazonas, que son 512 personas; quieren recoger en Delta Amacuro, que son 584 personas; o en el Zulia, que son mínimo 12 mil; eso es criterio de ellos.

—¿Cómo harán los partidos que pierdan militantes porque éstos decidieron inscribirse luego en otro?
—El CNE va a colocar un módulo cuando termine el proceso de recolección de firmas y van a tener dos días de subsanación. El CNE le va a decir a los partidos políticos: ‘Te faltan siete, te faltan 10, te faltan 20’; y ellos van a poder traer en dos días los que les falta. Vamos a dejar las máquinas para que ellos vayan y lleven a sus militantes.

—¿Para cuándo quedaría el cronograma electoral de las regionales?
—Es importante señalar en este momento que el CNE está cumpliendo con el proceso de renovación. La sentencia indica que quienes no cumplan con el proceso de renovación no van a poder participar en ningún proceso electoral, por lo tanto, estamos legitimando las organizaciones.

—¿Pero existe garantía de que habrá elecciones en el segundo semestre?
—Yo no puedo señalarte eso en estos momentos porque estamos en esta etapa del proceso de renovación.

—¿Y entonces por qué el CNE prometió el año pasado que habría elecciones en el primer semestre de 2017 y no cumplió?
—El 18 de octubre la presidenta Tibisay Lucena declaró al país los procesos del primer y segundo semestre, sucedió que el 21 de octubre salió una sentencia del TSJ que señala que las organizaciones hasta tanto no se renueven no pueden participar. El CNE debe garantizar la participación de los partidos y estamos haciéndolo (…).

Vía Globovisión/www.diariorepublica.com

Palabras clave:  , , , ,

// Haz clic en "Me Gusta" y sigue informado

// Lea también

Loading...

// Comente