“Monstruo de Santa Rosa” fue trasladado al retén de Cabimas

Publicado el 11 de marzo de 2017

monstrui1.jpg_1803496872

De Guayana a los calabozos del Cicpc-Zulia y de una celda de 5×7 al retén de Cabimas. Aunque no será el último lugar donde pagará pena máxima — 30 años de prisión—, “El Monstruo de Santa Rosa” fue llevado, este viernes, al centro de arrestos preventivos de la COL.

Manuel Alejandro Espinoza Roa salió de la sede estadal del cuerpo detectivesco, a las 9:45 de la mañana, bajo una fuerte custodia policial. Al “Monstruo” lo trasladaron junto a otros 14 detenidos de “alta peligrosidad” que estaban recluidos en los calabozos de la División de Homicidios de la policía científica. En total, eran 55, los hombres procesados por crímenes que compartían celda en la edificación de la policía científica.

Luego que un fiscal del Ministerio Público avalara el traslado, Manuel Espinoza se montó en una patrulla del cuerpo detectivesco. Llevaba las manos esposadas.

Luego de escabullirse durante un año y 24 meses, bajo la identidad falsa de “Fernando Pauli”, Espinoza fue capturado el 31 de octubre del año pasado en en un hotel de Guasipati, estado Bolívar, a 1.500 kilómetros de Maracaibo, donde cometió el cuádruple crimen que conmovió a la región.

“El Monstruo” cayó preso en sur del país, luego de volver a matar. Le quitó la vida con una tijeras a la maestra jubilada Crisálida Josefina Contreras Espejo, de 82 años, quien era suegra del capataz de la hacienda donde él trabajaba.

El criminal mató a la octogenaria por haberlo descubierto mientras robaba en la hacienda.

Para esa fecha, Manuel Espinoza tenía alerta roja por Interpol. Lleva acuestas el crimen de su pareja sentimental y tres de sus pequeños hijastros.

El apodo de “Monstruo de Santa Rosa” se le dio el 6 de septiembre de 2015, cuando violó y asesinó a Greily Ortega y a sus tres hijastros: Miguel Efraín (9), Yusbelys Margarita (7), y Manuel José (6).

En el espeluznante crimen solo sobrevivió un hijo de la pareja de tres meses de nacido, quien ahora vive con su abuela materna en la misma casa donde ocurrió el cuádruple crimen, en el Callejón Manure del barrio.

“El Monstruo” fue imputado, el año pasado, por femicidio, homicidio intencional, violencia sexual y abuso sexual con penetración agravado.

Vía Panorama/www.diariorepublica.com

Palabras clave:  , ,

// Haz clic en "Me Gusta" y sigue informado

// Lea también

Loading...

// Comente