ELECCIONES 15-O

Publicado el 6 de octubre de 2017

Por Billy A Gasca 

Venezuela se prepara para unos comicios electorales que resultan cardinales para los destinos de la República. Dos modelos de país se contrastan para que los venezolanos decidamos el rumbo de las políticas públicas en las regiones, que, sin lugar a dudas, marcaran la ruta de nuestro porvenir político nacional. El 15 de Octubre gobierno y oposición se juegan las últimas cartas para demostrar al mundo cuál de las dos opciones políticas detentara la hegemonía política en las entidades federales regionales desde el punto de vista numérico y cualitativo en torno a los Estados de mayor peso electoral.

 

El estado Zulia representa -a mi juicio- el estado federal en pugna más importante de la contienda, ya que para el año 2015 presentaba más habitantes que 15 países de Latinoamérica y el caribe por separado, entre los cuales se encuentran: Panamá, Uruguay Jamaica, Trinidad y Tobago, Guyana, Surinam, Belice, Bahamas, Barbados, Santa Lucía, San Vicente y las Granadinas, Granada, Antigua y Barbuda, Dominica y San Cristóbal y Nieves, siendo importante destacar que las cifras demográficas de estos países provienen del Banco Mundial.

 

Verdaderamente, el significado que posee el estado Zulia es de un gran peso nacional. El próximo gobierno deberá perfilar muy bien el horizonte, donde cada uno valga lo mismo que cualquier otro en esta región. Un estado de libertades, donde cada uno pueda elegir la vida que desea, y expresar sin trabas lo que piensa. Donde todas las familias tengan la certeza de que sus hijos podrán acceder a una educación de calidad desde que entren a los hogares de cuidado diario hasta que terminen sus estudios superiores. Donde, frente a cualquier problema de salud, las personas tengan la seguridad de que serán atendidas bien, a tiempo y con la mejor infraestructura y tecnología. Donde podamos vivir sin temer ni desconfiar del vecino, del extraño o del que viene a buscar una oportunidad a nuestras tierras. Donde nos cuidemos unos a otros. Donde nuestra economía tenga muchos motores potentes de crecimiento, con áreas estratégicas consensuadas entre las empresas, el estado y el poder popular.

Un Zulia, donde nuestro medio ambiente esté protegido. donde los barrios y las urbanizaciones estén al servicio de la vida en común, y sean bellos, seguros, acogedores y sustentables. Un estado con derechos efectivos, instituciones que los respetan y defienden, con una política transparente y permeable a las necesidades de la ciudadanía.

 

Ese es el horizonte que nos mueve. y aunque parece lejano, hemos vencido grandes obstáculos y estamos caminando hacia él. Los zulianos hemos hecho muchas cosas en este tiempo  y haremos otras en los años venideros. Hoy estamos sentando las bases indispensables para el Zulia que queremos, no es tiempo de improvisar ni de buscar la venganza a costa de un pueblo, es tiempo de trabajar, de construir la paz y el progreso de una región que lo ha dado todo y que aspira ser la gran chispa que encienda el progreso de toda Venezuela.

Palabras clave:  ,

// Haz clic en "Me Gusta" y sigue informado

// Lea también

Loading...

// Comente