Cardenales de Lara logra su 6to campeonato en la LVBP

Publicado el 28 de enero de 2020

Los Cardenales de Lara viniendo de atrás para superar 4 carreras por 2 a los Caribes de Anzoátegui alcanzaron el título de la temporada 2019-2020 de la pelota criolla. Se trata del sexto campeonato de la divisa que ahora representará a Venezuela en la Serie del Caribe. El estado Antonio Herrera Gutiérrez explotó de alegría en medio de un partido muy cerrado que se definió en pequeños detalles.

El conjunto crepuscular empató en el séptimo inning de la final a 2 carreras por lado ante los Caribes de Anzoátegui luego de que el corredor emergente Deiner López, en reemplazo de Luis Jiménez, anotara por un imparable de Josmer Corderos al jardín derecho.

En la parte baja del octavo inning en un vibrante encuentro. El bate de Yordanys Linares trajo dos carreras más para poner a los larenses arriba por dos carreras con marcador de 4 rayitas por dos.

En un sexto inning de “palo y palo”, Caribes de Anzoátegui anotó un par de carrera con un back to back que protagonizaron Gorkys Hernández y Gabriel Lino, pero los Cardenales de Lara salieron en su turno ofensivo con la misión de mantener el juego cerquita y Carlos Rivero también se fue para la calle.

Hernández abrió el marcador del séptimo juego de la final de la pelota venezolana con un cuadrangular y su compañero Lino también la sacó del parque, uno tras otro, para poner a su equipo Caribes de Anzoátegui 2 a 0 sobre los Cardenales de Lara ante los envíos de Williams Pérez.

Después de dos out, en el sexto inning, la toletería del equipo oriental pudo sacar ventaja enmudeciendo a los 17.791 fanáticos que plenaron el estadio Antonio Herrera Gutiérrrez. El mánager Luis Ugueto le quitó la pelota a su abridor Pérez para jugarsela con Vicente Campos.

Pero el sexto inning no quedó ahí y Carlos Rivero conectó un cuadrangular para poner a los Cardenales por una carrera, ante los envíos de Félix Dubront, quien ha lucido dominador toda la noche, en una reacción inmediata que mantiene el juego cerrado.

Tras dos outs, Dubront recibió un doble de Luis Jiménez, le dio un pelotazo a Arcia y Cordero le conectó un inatrapable que llenó las bases de pájaros rojos. Hasta ahí llegó la salida del zurdo a quien el mánager Jackson Meleán le quitó la pelota para entregársela a Jean Carlos Toledo que ponchó a Willington Dotel.

La Tribu no había ligado

Pese a que Williams Astudillo abrió el quinto episodio con un doble a la banda izquierda, de nuevo el abridor de los Cardenales de Lara, Williams Pérez, apagó el fuego que amenazaba la pradera dominando a Arcia, Fuenmayor y Phipps en el juego decisivo de la final.

Caribes de Anzoátegui no había logrado ligar dejando a ocho hombres en circulación.

La parte alta del quinto inning se cerró echando mano de la tecnología con una jugada cerrada de Phipps en la primera base que fue revisada por los “umpires” quienes confirmaron el out luego de revisarla con las cámaras. Pérez, amparado en sus pitcheos quebrados, sigue adelante en una apertura vacilante.

Los apagados bates crepusculares parecieron despertar un poco en este episodio para el olvido ante los envíos de Félix Dubront. Wellington Dotel y Jonathan Mendoza ligaron imparables consecutivos, pero de nuevo el zurdo de los Caribes no tuvo mayores problemas para retirar el inning, ayudado además porque Dotel fuer sorprendido tratando de “robarse” la segunda almohadilla.

En el cuarto episodio los Caribes de Anzoátegui, a través de René Reyes abrió el inning con hit al jardín derecho ante los envíos de Williams Pérez, quien no pudo controlar a César Valera que tocó la pelota y para colmo de males para Pérez su tiro a la primera fue alto lo que provocó que Valera moviera a Reyes a segunda y quedara quieto en primera.

Gorkys Hernández no pudo tocar la pelota para mover a sus compañeros de la tribu, mientras Gabriel Lino falló con un elevado al jardín izquierdo y el otro notable cero de la noche para Williams Pérez lo completó dominando al capitá de Caribes, Numan Romero, quien entregó su bate con una rodada por segunda.

Hasta ahora van ocho hombres embasados por los Caribes de Anzoátegui que se han quedado esperando remolque de un equipo que no ha ligado en la noche larense.

La ofensiva de Lara, de su lado, siguió en la parte baja del cuarto bajo el dominio de los envíos del zurdo Félix Dubront, quien dominó Osman Marval, embasó a Carlos Rivero por error del campo corto Valera, pero controló ponchando al peligros Luis Jiménez y le permitió a Francisco Arcia un rolling a segunda.

Un tercer episodio tranquilo

En el tercer inning el abridor de los Cardenales de Lara, Pérez, enfrentó otro episodio complicado con William Astudillo tronando un imparable al jardín central y luego Balbino Fuenmayor bateando otro inatrapable que no pudieron ser productivos porque Pérez maniató, por segunda vez en el encuentro a Denis Phipps.

Por su parte Félix Dubront, abridor de los Caribes de Anzoátegui, controló un pequeño “incendio” en la parte baja del tercer inning, luego de que Josmar Cordero (LF) sonó una rodada lenta al campo corto y avanzó hasta segunda por error en el tiro. Un pelotazo contra Yordanys Linares puso hombres en las esquinas, pero Jecksson Flores falló con elevado al jardín derecho.

El cero del segundo inning

Un gran cero sacó el abridor de los Cardenales de Lara, en el segundo inning del séptimo juego de la final ante una “emboscada” de los Caribes de Anzoátegui.

Un inatrapable de Fuenmayor al jardín central abrió el segundo inning por parte de los Caribes de Anzoátegui, luego Denis Phipps negoció un boleto para que un sacrificio y error de René Reyes llenara las bases ante un descontrolado Williams Pérez, abridor del equipo larense, jugada que llenó las bases de los orientales.

Cuando la noche parecía venirsele al abridor crepuscular, César Valera falló con un rolling duro a tercera base que forzó el out de Fuenmayor en el plato. Mientras Gorkys Hernández falló con un ponche ante los envíos de Pérez, similar suerte tuvo Gabriel Lino, quien también abanicó los envíos de Pérez para cerrar un cero memorable.

En la parte baja del segundo capítulo, los bates de los Cardenales apenas ligaron un imparable de Carlos Rivero que se quedó esperando remolque en primera base ante los fallos de Luis Jiménez y Francisco Arcia que bateó para doble play.

El primer capítulo del séptimo juego de la gran final de la Liga Venezolana de Béisbol Profesional (Lvbp) se cerró con el juego empatado a 0. Los abridores Williams Pérez, de Cardenales de Lara, y Félix Dubront, de Caribes de Anzoátegui, arrancan dominando a los bateadores.

Juego definitivo

El séptimo juego de la Final de la Liga de Béisbol Profesional de Venezuela definirá un campeón con Caribes y Cardenales midiéndose en un partido cuyo único mañana es el de la celebración del campeón de la pelota profesional criolla.

Por el equipo de Jackson Meleán el abridor es Dubront (1.29); mientras que por los crepusculares, bajo el mando de Luis Ugüeto, actúa desde la lomita Pérez (5.40).

El estadio Antonio Herrera Gutiérrez, de Barquisimeto; está lleno de fanáticos de los cardenales, quienes esperan revalidar su título obtenido el año pasado. Mientras que los Caribes de Anzoátegui, una de las franquicias más jóvenes de la pelota venezolana, buscarán la cuarta corona de su historia.

El campeón de Venezuela enfrentará a sus pares de Colombia, México, Panamá, Puerto Rico y República Dominicana del 1 al 7 de febrero en la Serie del Caribe-2020, en San Juan.

El partido a partido:

PRIMER JUEGO

Lara 6, Anzoátegui 2

SEGUNDO JUEGO

Anzoátegui 5, Lara 1

TERCER JUEGO

Anzoátegui 5, Lara 1

CUARTO JUEGO

Lara 5 en Anzoátegui 1

QUINTO JUEGO

Anzoátegui 3, Lara 2

SEXTO JUEGO

Lara 6, Anzoátegui 5

SÉPTIMO JUEGO

Lara 4, Anzoátegui 2

Vía Panorama/www.diariorepublica.com

Palabras clave:  , , ,

// Haz clic en "Me Gusta" y sigue informado

// Lea también

Loading...

// Comente