Conceden indulgencia plenaria en Año Jubilar para venerar al Dr. José Gregorio Hernández

Publicado el 10 de diciembre de 2019

Por solicitud de la Arquidiócesis de Caracas, en ocasión del Año Jubilar por el centenario del tránsito al cielo del Venerable Dr. José Gregorio Hernández, el papa Francisco, a través de la Penitenciaria Apostólica, concedió indulgencia plenaria para los devotos que participen en las actividades de promoción de la recta devoción al “Médico de los Pobres”, durante el período 2019-2020, informó la noche del lunes 9 de diciembre la Arquidiócesis de Caracas.

 

La indulgencia –explica Alejandra María Sosa Elízaga citada en en el sitio web AciPrensa– “es una  gracia que concede la Iglesia, por los méritos de Jesucristo, de María y todos los santos, para borrar la pena temporal que queda como consecuencia del pecado”. Agrega: “La indulgencia aplica a pecados ya perdonados”. Agrega que hay dos tipos de indulgencia: “Parcial”, que perdona solo parte de la pena, y “plenaria”, que la perdona toda.

 

Entre las actividades solicitadas, en este 2019-2020, con la finalidad de promover la recta devoción al médico de Isnotú se encuentran las Caminatas Ruta José Gregorio Hernández, como la que se realizará en Caracas a partir de las 8:00 am del próximo sábado 14 diciembre, agrega la cuenta twitter de Conexión RCL (Reporte Católico Laico).

 

El  papa Juan Pablo II –hoy santo– declaró Venerable a  Hernández en 1986.

 

Esta Penitenciaría Apostólica, en palabras del cardenal Mauro Piacenza,   que este dicasterio, el más antiguo de la Curia Romana, es el “Tribunal de la Misericordia” de la Iglesia. En AciPrensa señalan que “además de encargarse de la regulación de la concesión de indulgencias aprobadas por el Papa, la Penitenciaría tiene que ver con los delitos penados con la excomunión reservada a la Sede Apostólica, como la profanación de la Eucaristía, la violación del secreto de confesión o la consagración de un obispo sin mandato pontificio”.

 

Hernández nació en Isnotú, estado Trujillo, el 26 de octubre de 1864. A los 55 años un accidente de tránsito le arrebató la vida. Tenía 55 años cuando murió al ser impactado por un vehículo en la esquina de Amadores de La Pastora, Caracas.

 

El santo papa Juan Pablo II declaró Venerable a José Gregorio Hernández el 16 de enero de 1986.

 

Los padres del llamado ‘Médico de los Pobres’ fueron Benigno Hernández Manzaneda y Josefa Cisneros de Hernández. La progenitora  y una tía   le enseñaron la obediencia, las primeras letras y los rezos.

 

El Dr José Gregorio Hernández presentó en julio de 1876 el trabajo Modo breve y fácil de oír misa con devoción. De él se afirma que no  faltó un domingo a misa.

 

 

Iingresó a la UCV en 1882. Estudió medicina con mucho ahorro y dando clases particulares. Recibió su título de doctor en Ciencias Médicas el 29 de junio de 1888.

 

La UCV lo tuvo como profesor entre 1891 y 1916. El magisterio para él era un sacerdocio de abnegación, apunta en sus escritos Pedro De Santiago, autor de “Biografías trujillanas”.

En vida ya  le atribuían milagros. Quienes le conocieron decían: “Llevaba una aureola como hombre y como santo. Se identificó con su pueblo, él es el ángel protector de Venezuela”.

 

La vocación sacerdotal llevó a José Gregorio Hernández, en 1908, a la Cartuja de Farneta (Italia). Allí fue fray Marcelo. De regreso a Caracas, José Gregorio Hernández se interesó en la Orden Tercera de San Francisco.

 

Sus restos reposan en la iglesia de La Candelaria, en Caracas.

 

En enero de 2019, el cardenal Porras presentó al Vaticano presunto milagro que llevaría a los altares al Dr Hernández

 

Via Panorama/Diario Republica.

www.diariorepublica.com

 

Palabras clave:  , , , ,

// Haz clic en "Me Gusta" y sigue informado

// Lea también

Loading...

// Comente