La oposición y sus “dos cartas bajo la manga”

Publicado el 24 de septiembre de 2012

politologoPor Nicmer Evans

No podemos ser ingenuos, cualquier escenario el 7 de octubre vislumbra un estruendo quiebre con lo que ya ha sucedido, tanto Chávez ganador garantizando la profundización del socialismo, como Capriles garantizando una vuelta al pasado con un paquete neoliberal al mejor estilo de Rajoy, será para nuestro país el inicio de mayores cambios estructurales.

Sin embargo, estos escenarios se estrechan cuando nos remitimos seriamente al análisis de los resultados de los estudios de opinión sobre tendencias electorales, donde Chávez queda evidentemente favorecido por las encuestadoras más serias y con mayor trayectoria del país, lo que implica que Chávez ganará el 7 de octubre, pero ante una oposición dispuesta a jugarse “un par de cartas bajo la manga” para generar:

1. El tan soñado “atochazo a la venezolana”, pocos días u horas antes del 7-O, 2. La tesis de la “revolución de colores” fracasada en Irán y Rusia, a través del “fraude” como excusa.

Para visualizar claramente esta intención, podemos ver como todo empieza desde afuera, así la portada del diario ABC de España adelanta el argumento para “las dos cartas bajo la manga”, tratando de señalar que Chávez será el padre de una guerra civil, inviable en nuestro país al menos que como en Siria, sea provocada por factores externos a través de grupos extremistas internos, y para ello, como he denunciado en días reciente, funcionarios de Roger Noriega se encuentra en el país articulando con sectores del Comando Venezuela.

Para aquellos que están pensando que mi afirmación es una sobreestimación del enemigo, basta con pensar si aquellos que hoy piensan que por fin podrán salir de Chávez, dejarán tranquilo al pueblo pobre que mayoritariamente ratificará a Chávez como presidente.

La oposición ha generado en la clase media un espectro de triunfalismo muy peligroso, preparando los ánimos para ser caldeados por la derrota, y el cuestionamiento al Poder Electoral responde a eso.

Lamentablemente algunos sectores de la clase media no ven más allá de su clase, e ignoran que el pueblo llano apoya rotundamente a Chávez, esto es peligroso insisto, porque al final, la posible confrontación el 7-O podría ser convocada como un conflicto de clases, lo que iniciaría un plan desestabilizador que sólo podrá ser superado rápidamente si el porcentaje de victoria es mayor a 6%.

Por ello, la victoria del Presidente Chávez estará basada en la capacidad de movilización real y concreta para transformar la intención de voto en votos concretos.

Mientras tanto, los departamentos de inteligencia de nuestro país tendrán que hacer el resto, “las dos cartas bajo la manga” de la oposición deberán ser neutralizadas, porque “guerra avisada no mata soldado, y si lo mata es por descuidado”.

// Haz clic en "Me Gusta" y sigue informado

// Lea también

Loading...

// Comente